Las Noches del Olivar, conciertos al aire libre

Las Noches del Olivar, conciertos al aire libre

Si te gusta, comparte:

Una actividad que os va a encantar para este verano es Las Noches del Olivar de Castillejo, un evento que se celebra desde hace varios años en los jardines de la Fundación del mismo nombre. 

La Fundación, sin ánimo de lucro, apoya iniciativas culturales y de medio ambiente, a la vez que sirve como punto de encuentro de intelectuales promoviendo el obligado debate.

Para la época veraniega, de junio a septiembre, abren sus puertas para invitarnos a las Noches del Olivar, una ocasión especial para dar a conocer a las jóvenes promesas de la música clásica. Para este 2021, han preparado una programación muy interesante. Patrizia Patri, Trío Iberia, Dúo Grieg, Angel Laguna, Cuarteto Matrice, son algunos de los músicos que nos deleitarán en la época estival. AQUÍ te dejamos la programación completa.

D. José de Castillejo fue un ilustre intelectual español, muy ligado a la Institución Libre de Enseñanza. Su gran amor a la tierra le impulsó a vivir en un pequeño pueblo cercano a la capital, Chamartín de la Rosa, donde adquirió lo que se llamaba en 1917 el Olivar del Balcón. Un olivar cargado de historia, pues fue testigo en 1808 de la presencia napoleónica en Madrid.

Un selecto grupo de intelectuales de la época como Ramón Menéndez Pidal, Luis Lozano o Dámaso Alonso, entre otros, fueron vecinos del ecologista. La correspondencia que don José mantenía con personalidades de la Edad de Plata de la cultura española, ha permitido a sus herederos publicar varios volúmenes. Grandes escritores como Antonio Machado pasearon por el olivar.

En 1985, la familia Castillejo decide constituir la Fundación Olivar de Castillejo, en memoria de su padre, con el fin de preservar el entorno.

Con más de cien olivos centenarios, el Olivar de Castillejo se extiende sobre un terreno de una hectárea ubicada en una de las zonas más privilegiadas de Madrid, el distrito de Chamartín.

A primera vista sorprende descubrir que Madrid, en el pasado, tuviera una gran cultura olivarera. Además, llama la atención la forma en que se cultivó el rústico jardín. Antiguamente, se labraba las proyecciones de copas de los olivos, a la vez que se dejaba espacio al resto de especies en los lugares no labrados y en el borde del camino.

Así, entre olivo y olivo se distribuyen adelfas, lilos y laureles, y distintas plantas aromáticas como tomillo o romero. La extensa arboleda se complementa con algunos ejemplares de granados, membrillos y madroños.

En medio del entorno se alzan las casas de José Castillejo y su mujer Irene Claremont, así como la de Juan López Suárez y Mariana Castillejo que han sido declaradas de interés por el COAM.

Noches del Olivar

Noches del Olivar

Si quieres conocer más rincones verdes, te recomendamos nuestra página Los mejores jardines de Madrid.

Dónde: Calle Menéndez Pidal, 3 bis

Metro: Cuzco

Horarios: M-S de 19:15 a 23:00 h desde junio a septiembre.

Actividades programadas: Sin reserva previa. Acceso por orden de llegada. Se abre 45 m antes de la actividad.

Web: http://fundacionolivardecastillejo.org/

Punto fuerte: Sus olivos centenarios y sus iniciativas culturales.

Precio: Donativo de 10 €.

Teléfono: 913 59 71 61

 

 

Olivar de Castillejo

Si te gusta, comparte:
Jardines del Museo Lázaro Galdiano

Jardines del Museo Lázaro Galdiano

Si te gusta, comparte:

En plena calle Serrano se encuentra un rincón verde de Madrid muy poco conocido, los Jardines del Museo Lázaro Galdiano.

Dentro del palacete de cuatro pisos se recogen más de 15.000 obras pictóricas y obras de arte de la colección del bibliófilo José Lázaro Galdiano (1862-1947). Arte que no solo se encuentra en el interior de la mansión, sino también en sus jardines, como los bustos de emperadores o la estatua de Galatea.

Jardines de Lázaro Galdianoa

Jardines de Lázaro Galdianoa

Al Jardín del Parque Florido se puede acceder de forma libre durante el horario en el que el museo se encuentra abierto, salvo cuando se celebra algún evento privado.

Los Jardines del Palacio Lázaro Galdiano es una muestra de cómo eran los jardines privados en Madrid al comienzo del siglo XX. Este tipo de vergeles son la evolución del estilo paisajista del siglo XVIII, además de la adaptación del estilo francés “hotel de ville” al clima de la capital, y al estilo isabelino.

Más de sesenta especies de árboles, arbustos, tapizantes, trepadoras y flores adornan el parterre, algunas de las cuales no se ven en otros espacios madrileños. Entre ellas encontramos cedro del Himalaya, acanto, magnolia, ciclamen, jazmín estrellado, laurel, abeto de Colorado.

Fuente

Fuente

El jardín sigue un trazado sencillo, que gira alrededor de la casa, con caminos principales que la comunican con las dos calles a la que se accede, la calle Serrano y la calle Claudio Coello. Alrededor, ondulantes sendas que forman isletas decoradas con distintas variedades de plantas. Canastas de flores con diferentes dibujos completan la ornamentación verde.

Sin duda, un museo que merece una visita obligada, junto con un lento paseo por el Parque Florido.

Si quieres conocer más rincones verdes, te recomendamos nuestra página Los mejores jardines de Madrid.

Dónde: Calle Serrano, 122

Horarios: M-D: de 09:00 a 15:00 h

Metro: Gregorio Marañón

Punto fuerte: Es una muestra de los jardines privados madrileños de comienzos del siglo XX.

Jardines Museo Lázaro Galdiano

Si te gusta, comparte:

Jardines de la Casa Museo de Lope de Vega

Si te gusta, comparte:

En pleno barrio de las Letras se encuentra un pequeño rincón verde escondido, que muy pocos conocen, los Jardines de la Casa Museo de Lope de Vega.

Un edificio del siglo XVII de la calle Cervantes, muy próximo a la casa donde vivió y murió el autor del Quijote, que cuenta con un pequeño jardín con huerto. En su fachada, de ladrillo y piedra, hay un cartel sobre la puerta, que reza así: “Parva propria magna, magna aliena parva” (las cosas pequeñas y propias son grandes, las cosas grandes de otros son pequeñas). La lectura de esta frase nos alecciona sobre lo que vamos a ver al atravesar el umbral.

Fue en 1929 cuando se inicia el proyecto de la Casa Museo de Lope de Vega, propuesto por Antonia García que era la actual propietaria. En 1935 se abre la casa al público y se declara Monumento Histórico Artístico.

Muchas fueron las horas que el célebre escritor dedicó a su huerto y a su jardín. Cada día lo visitaba a primera hora de la mañana y por la tarde.

Los Jardines de la Casa Museo de Lope de Vega pudieron reconstruirse mediante sus poemas. Naranjos, laureles, un granado, un ciprés o una higuera son algunos de los árboles descritos en los versos del poeta.

“Que mi jardín, más breve que cometa,
Tiene solo dos árboles, diez flores, 
Dos parras, un naranjo, una mosqueta,
Aquí son dos muchachos ruiseñores,
Y dos calderos de agua forman fuente
Por dos piedras o conchas de colores”.

 

Flores como jazmines, jacintos, narcisos, alelíes, rosas, violetas, rosa mosqueta, claveles, azucenas, tulipanes, madreselvas, le sirvieron de inspiración. Por su obra conocemos que, en su huerto, «mi güertecillo» como él decía, se cultivaban alcachofas, espárragos, hierbas aromáticas y fresas, entre otros.

En la actualidad, se conserva también la puerta trasera de madera, el pozo de granito y el gallinero.

Para conocer estos jardines tenemos que hacer una reserva previa llamando al teléfono 914 29 92 16 o enviando un email a casamuseolopedevega@madrid.org. Todos los días, menos los lunes, se organizan visitas guiadas en grupos de máximo 15 personas. Las visitas comienzan cada media hora y tienen una duración aproximada de 35 minutos. La última visita se realiza a las 17.00 horas. También se hacen en inglés, italiano y francés.

Si quieres conocer más rincones verdes, te recomendamos nuestra página Los mejores jardines de Madrid.

Dónde: Calle Cervantes, 11

Metro: Antón Martín

Entrada gratuita. Imprescindible reserva previa

Para reservar llamar al 914 29 92 16 o enviando email a casamuseolopedevega@madrid.org.

Horarios: M-D: de 10:00 a 18:00 h (último pase a las 17:00 h)

Jardines de la casa de Lope de Vega

Si te gusta, comparte:
El invernadero del Palacio de Cristal de Arganzuela

El invernadero del Palacio de Cristal de Arganzuela

Si te gusta, comparte:

Muy cerca de Matadero, se encuentra uno de los rincones verdes menos conocidos de Madrid, el Invernadero del Palacio de Cristal de Arganzuela.

Se ubica en una parte de las antiguas instalaciones del Matadero Municipal del citado distrito, la llamada nave de Terneras.

El invernadero, obra del arquitecto Guillermo Costa, abre sus puertas al público en 1992 con más de 7.000 metros cuadrados de superficie.

Clima subtropical

Clima subtropical

El espacio aloja cuatro recintos en donde se han recreados los ecosistemas de microclimas diferentes. En ellos, se intenta reproducir la temperatura y humedad de cada una de ellos.

Clima desértico

Clima desértico

​Así, podemos encontrar:

 Flores

  • Él área dedicado al clima desértico, caracterizado por escasas lluvias, altas temperaturas durante el día y bajas por la noche. Aquí veremos plantas suculentas o crasas, que almacenan gran cantidad de agua, como las cactáceas. Especies vegetales mediterráneas, africanas y australianas, que se integran con los terrarios de tortugas.

Flores

Flores

  • El clima Tropical ocupa dos de las áreas del invernadero. Caracterizado por altas temperaturas y poca diferencia entre las estaciones. En una de las áreas distinguimos ficus y palmeras, entre otros, y su acuario de agua dulce con peces tropicales. En el otro disfrutaremos, por ejemplo, de diferentes tipos de orquídeas de Madagascar. Además, podremos ver peces de América y Asia en el arroyo.
  • El área Subtropical reproduce el ecosistema de las dos zonas de la tierra con este clima, al norte del trópico de Cáncer y al Sur del Trópico de Capricornio. Clima caracterizado por períodos de sequía y temperaturas templadas, como el de España. Por ello, encontraremos especies conocidas en nuestras tierras como los pinos o los dragos canarios. Un acuario con agua dulce y fría completa esta zona.

Si quieres conocer más rincones verdes, te recomendamos nuestra página Los mejores jardines de Madrid.

Dónde: Paseo de la Chopera, 10

Metro: Legazpi

Entrada gratuita

Horarios: Invierno (del 16 de septiembre al 14 de junio): M-V: de 09:00 a 15:00 h. S-D: de 10:00 a 14:00 h.

Verano (del 15 de junio al 15 de septiembre): M-V de 09:00 a 14:00/S-D: de 10:00 a 14:00 h.

 

 

Palacio de Cristal del Invernadero de Arganzuela

Si te gusta, comparte:
La Quinta de la Fuente del Berro, un rincón desconocido

La Quinta de la Fuente del Berro, un rincón desconocido

Si te gusta, comparte:

En pleno barrio de Salamanca, se ubica un rincón verde muy poco conocido, La Quinta de la Fuente del Berro.

Fue Felipe IV quien adquirió en 1630 la finca, llamada la Quinta de Miraflores, que contaba con una casa, jardines, huerta y árboles frutales. A lo largo de los años, el espacio ha pasado por distintas reformas y propietarios, hasta llegar a los jardines que hoy conocemos.

El origen de su nombre viene de la fuente que se encontraba en el exterior de la quinta, y cuyas aguas, de gran calidad, servían para regar la propiedad, a la vez que para el suministro de la Casa Real.

En 1941 es declarada Jardín Artístico y en 1948 el Ayuntamiento adquiere los terrenos y los abre al público.

El acceso a la Quinta de la Fuente del Berro se realiza a través de 5 entradas. La principal está ubicada en la calle Enrique D’ Almonte y está presidida por dos torreones.

Una vez que traspasamos esta puerta, nos encontramos con el Jardín de la glorieta presidido por una fuente. El camino que sale a la izquierda nos lleva al Palacete de la Quinta del Berro, pasando por una majestuosa escalera.

Cascada

Cascada

Uno de sus mayores encantos es la senda del agua, que se alimenta de la Fuente del Berro. La ruta transcurre atravesando distintos elementos como el Jardín del agua, las fuentes gemelas, el estanque de los patos, Ría chica, la cascada y el lago. A destacar también la fuente con el escudo de Madrid.

Sinuosos caminos de tierra bordean sus praderas y su gran variedad de árboles. Ardillas, patos y pavos reales, entre otros, atraen las miradas de los niños.

Monumento a Bécker

Monumento a Bécquer

Además, la poesía envuelve distintas áreas de este parque. Entre sus monumentos destacados está el del poeta Gustavo Adolfo Bécquer y el de Pushkin.

Otros detalles poéticos son los dos troncos de árbol cortados. En uno de ellos, podemos leer la frase de Miguel Hernández: “Porque soy como el árbol talado que retoño, aún tengo la vida”. En el otro, un verso de Pablo Neruda: “Pero bajo la tierra, los árboles de nuevo se entienden y se tocan”.

Si quieres conocer más rincones verdes, te recomendamos nuestra página Los mejores jardines de Madrid.

Dónde: Calle de los Peñascales s/n

Metro: O’Donnell

Entrada gratuita

Horarios: De abril a septiembre: 6:30 – 24:00 h/De octubre a marzo: 6:30 – 22:00 h

Quinta Fuente del Berro

Si te gusta, comparte:

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.mas informacion

ACEPTAR
Aviso de cookies